Melís Koris trabajó durante muchos años como empleada administrativa en el departamento de ventas de una empresa en Estambul, Turquía. Pero un día decidió retirarse para cumplir su sueño de viajar por el mundo. Y desde entonces lo hace de una manera muy especial: “Colecciono y vendo objetos de Coca-Cola para poder vivir como me gusta. Logré convertir mi pasión y mi hobby en un pequeño negocio que me permite disfrutar de otras cosas”, reveló esta mujer alegre que empezó a juntar botellas de origen turco y ahora tiene un tesoro de distintas nacionalidades. “¡Me di cuenta de que esto es algo que nunca se termina!”, confesó a Journey entre carcajadas durante su reciente visita al país.

Melís recorrió más de 13.000 kilómetros –desde Estambul hasta Buenos Aires– para encontrarse con otras personas que, igual que ella, coleccionan objetos de la marca Coca-Cola y participar de la 6ª Convención Internacional de Coleccionistas de Coca-Cola, una gran oportunidad para intercambiar piezas únicas. Para la ocasión trajo un objeto especial: “En Turquía Coca-Cola hizo esta botella por el Día de la Mujer, para las asociadas que trabajan en la Compañía. Todas nos sentimos muy orgullosas de que Coca-Cola haya pensado así en nosotras”, aseguró, mientras mostraba la particular pieza de color violeta, que es el que representa la lucha de las mujeres por la igualdad.

Durante su estadía, Melís vivió otra experiencia inolvidable: junto a unos 40 expositores de la Convención visitó la planta de Coca-Cola FEMSA, una de las embotelladoras de la Compañía en el país. Allí pudo recorrer las instalaciones y observar cómo se fabrican las bebidas. Si bien ya estuvo en otras plantas embotelladoras, Melís destacó la forma en la que se  estructuran las visitas y el cuidadoso proceso de producción que se lleva adelante en la planta de Buenos Aires.

CONVENCION_COLECCIONISTAS
Melís tuvo su propio stand durante la 6ª Convención Internacional de Coleccionistas realizada en Buenos Aires.

¿Cuál será su próximo destino? En 2019 la pasión por Coca-Cola la llevará a la ciudad alemana de Essen, donde se celebra la más antigua y más grande convención internacional anual de coleccionistas de la marca. Una nueva oportunidad para seguir viajando y descubrir, al mismo tiempo, el mundo único de los objetos de Coca-Cola.

Si querés saber detalles sobre la edición 2017 de la Convención Internacional de Coleccionistas de Coca-Cola, leé esta nota