La iniciativa de Coca-Cola Argentina y Chicos.net que busca acompañar la inserción laboral de los jóvenes tuvo su comienzo oficial. Acá te contamos cómo fueron los primeros encuentros.

Podrán pasar los años y las tecnologías, pero los primeros días de clase serán siempre similares: mucho silencio, algo de nervios, miradas tímidas y grandes expectativas por lo que pueda pasar. Así fueron también los encuentros inaugurales de ProgramON, la iniciativa de Coca-Cola Argentina y Chicos.net para que 1.200 jóvenes de entre 17 y 24 años del país desarrollen sus competencias laborales para poder insertarse en el mercado del trabajo.

En un aula virtual y a través de videollamada, los primeros contactos entre los docentes y los diferentes grupos que conforman esta primera camada de alumnos sirvieron para romper el hielo, conocerse y dialogar sobre lo que pasará a lo largo de las seis semanas de cursada. Apoyándose en diapositivas, los profesores presentaron los contenidos que se abordarán, contaron cómo será la organización y la dinámica de trabajo. ¿Los temas que más interés despertaron? Las instancias de mentorías y el armado de un currículum. “El objetivo es que a partir de los encuentros puedan realizar una mirada introspectiva para reconocer sus cualidades más importantes, pero también aquello que sería mejor trabajar y fortalecer con vistas a lograr sus objetivos”, alentó Andrés Malandra, uno de los “profes”.

Estos primeros encuentros también sirvieron para sellar un acuerdo pedagógico con los alumnos: un compromiso mutuo de respeto por el prójimo y por las consignas. “Fue una grata sorpresa la predisposición de los chicos y cómo participaron de este primer encuentro. Era una gran incógnita para nosotros porque no es lo mismo un taller presencial que una iniciativa como esta, 100% virtual, donde tal vez podrían no sentirse tan cómodos”, señaló a Journey Marcelo Steimberg, Coordinador del proyecto.

Diverso y singular

Los cursos que se iniciaron en septiembre corresponden a la primera de las tres tandas de 400 alumnos cada una en los que se dividirá ProgramON. “Llenamos estos cupos en una semana, ya están prácticamente completos los de la tanda que viene y acabamos de abrir la inscripción para la tercera y última de 2020”, celebró el Marcelo, invitando a los posibles interesados a llenar el formulario de preinscripción y sumarse a las próximas cursadas.

Las clases virtuales permitieron percibir las diferentes realidades de los alumnos y, por ejemplo, mientras uno de los adolescentes tomaba mate en su habitación, en la ventanita de al lado de la videoconferencia una alumna con un bebé en brazos anotaba en su cuaderno lo que decía el profesor. Y justamente esa es una de las grandes ventajas de la propuesta virtual de ProgramON: puede llegar a jóvenes de distintos rincones del país, igualando las posibilidades para capacitarse. “Los que viven en las grandes ciudades tienen varias opciones, pero para los de zonas más alejadas es una oportunidad enorme”, describió Marcelo. Y concluyó: “Eso se reflejó en las ganas de participar que mostraron todos”.