Una mesa de trabajo con cuatro patas –el Ministerio de Interior de la Nación, Proyecto Agua Segura, Solidagro y Coca-Cola de Argentina–, dos horas de intensa reunión para afinar estrategias, y una hoja de ruta que permitirá llegar donde hasta ahora no se pudo: garantizar el acceso a agua de calidad a familias de Salta, Nequén, Misiones y Jujuy que viven en zonas rurales dispersas, muy alejadas de los centros urbanos.

“¡Qué buena que estuvo la reunión!”, exclamó entusiasmado Julián Weich en el ascensor al término del encuentro en la sede del Ministerio del Interior de la Nación, donde se dio inicio al trabajo en conjunto. A su lado asentían Nicolás Wertheimer -médico, fundador de Proyecto Agua Segura y socio de Julián en esta empresa social-; y Mariale Álvarez, Directora de Asuntos Públicos y Comunicaciones de Coca-Cola de Argentina.

“Estamos comenzando una nueva etapa en la alianza entre Agua Segura y Coca-Cola que ya lleva varios años. En esta ocasión, nos sumamos al esfuerzo del Ministerio del Interior para potenciar el Plan Nacional de Agua y lograr que más familias e instituciones de zonas alejadas de centros urbanos puedan tener acceso a fuentes de agua apta para consumo”, detalló Mariale a Journey.

A través del nuevo acuerdo se llevarán a cabo diferentes iniciativas, que incluyen la construcción de cuatro cosechadoras de lluvia para almacenar agua y cuatro obras de protección de vertientes, en las que participarán también actores locales, referentes comunitarios y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), que colaborará con el apoyo logístico para que los capacitadores lleguen a cada institución y realizará el seguimiento del proyecto a lo largo del tiempo. También se dictarán talleres de educación sobre hábitos de higiene, salud y cuidado del agua.

“Estamos muy contentos de ver que se están haciendo cosas concretas en alianza entre el sector público y empresas privadas”, explicó Nicolás. “En este caso nos sumamos a las obras que se realizan en el contexto del Plan Nacional de Agua que lleva adelante el Ministerio del Interior, con la instalación de filtros de agua y ofreciendo talleres educativos para prevenir enfermedades y mejorar la calidad de vida de comunidades que no tienen acceso a agua segura. Esta mesa de trabajo nos genera mucho entusiasmo, porque estamos convencidos de que trabajando en forma articulada podemos alcanzar lo que soñamos”, agregó.

Más actores, más oportunidades

El gran objetivo de la iniciativa es el trabajo mancomunado público-privado para llegar a donde hasta ahora no se pudo. Cada una de las partes involucradas cuenta con un rol clave en este proyecto. El Ministerio del Interior realiza las obras y releva las comunidades en las que se puede generar un mayor impacto positivo; Proyecto Agua Segura y Coca-Cola de Argentina llevan los filtros de agua y los capacitadores; y Solidagro –la primera alianza entre entidades de la cadena agroindustrial y organizaciones de la sociedad civil para promover acciones de responsabilidad social empresaria– hace posible una gestión económica y de control transparente a través de su programa federal “Fazer”.

“El proyecto nos permite implementar el uso de tanques para juntar lluvia, de manera que las familias puedan recolectarla en las estaciones lluviosas y así luego acceder a agua potable”, detalló Marina Klemensiewicz, Secretaria de Infraestructura Urbana de Nación. Tras reconocer que “el Estado nacional no ha sido eficiente con su infraestructura”, la funcionaria destacó: “Para nosotros el esfuerzo conjunto, como éste que desarrollamos con Coca-Cola y Proyecto Agua Segura, es el modelo sustentable que necesita el país para generar oportunidades”.

Proyecto Agua Segura acerca soluciones concretas para que las personas gocen del derecho de acceder a agua apta para consumo de forma sostenible. Durante 2017, la alianza con Coca-Cola y los ministerios de Desarrollo Social, Agroindustria y Educación facilitó la llegada de agua de calidad a 200 escuelas rurales y centros comunitarios de 13 provincias del país. Este año el compromiso se renueva por dos: en abril, Coca-Cola firmó una carta de intención en Casa Rosada para seguir trabajando junto a esta empresa social en la solución de la problemática del agua; ahora, la Compañía se suma a los esfuerzos que se realiza en este sentido desde el Ministerio del Interior.

“En la medida en que podamos integrar este trabajo con lo que los distintos organismos públicos están haciendo como parte de sus políticas y planes, mayor será el impacto positivo que se logrará. Tanto el Ministerio del Interior como el de Desarrollo Social y el de Educación tienen capacidad de acción directa o indirecta en la problemática del agua y es nuestro objetivo trabajar con todos”, explicó Mariale.

A partir de esta nueva alianza, más de 1.500 niños y 80 familias de comunidades Wichis contarán con agua apta para el consumo. Los primeros pasos para lograrlo se dieron en la provincia de Neuquén, en donde se acaban de instalar filtros en 13 instituciones comunitarias en zonas de alta  vulnerabilidad.

Si querés saber más sobre el acuerdo entre Coca-Cola de Argentina, Proyecto Agua Segura y los ministerios de Desarrollo Social, Agroindustria y Educación leé esta nota

Si querés conocer los proyectos de Agua Segura que ya acompañamos en Entre Ríos, leé esta nota.