La publicidad de Coca-Cola ha sido fundamental durante sus 130 años de existencia. Seguramente recordás algún anuncio que llamó tu atención en cualquier época de tu vida. Por eso, decidimos hacer un viaje visual a través de los anuncios más representativos que marcaron la historia de la marca en estas imágenes. ¿Estás listo para revivir tus recuerdos?

Marcando época, acompañándote a cada paso
En 1914, un año antes de patentar la botella Contour, se publica un anuncio donde aparece una mujer con una botella de Coca-Cola color ámbar y con una etiqueta en forma de diamante que buscaba diferenciarla de la competencia. 

Once años después, en 1925, un botones del Hotel Ritz cargaba una bandeja con la botella Contour y anunciaba que se servían 6.000.000 de Coca-Cola por día. En el margen superior derecho del anuncio se leía: “Tomá Coca-Cola. Deliciosa y refrescante”.


En 1935, “De Pesca”, una de las seis piezas creadas especialmente por el ilustrador y pintor estadounidense Norman Rockwell, se imprimió en más de un millón de carteles y almanaques de Coca-Cola.


La icónica imagen de Papá Noel nació en 1940 de la mano del pintor estadounidense, Haddon Sundblom. La representación del alegre personaje mirando una botella de Coca-Cola ganó popularidad gracias a su difusión en las revistas.

Seis años después, Sundblom volvía a crear otra de las imágenes emblemáticas de la marca. Su composición Yes Girl resultó ganadora del concurso anual del Art Director’s Club de Chicago en la categoría de pósters.

En 1950 apareció la pieza La mujer de rojo, cuya protagonista emulaba a la incomparable Rita Hayworth en el papel de Gilda.

Los años ´60 llegaron con un cambio de estética: en 1963 se incluyó en los avisos un logo estilizado en forma de cola de pez, sobre una leyenda que rezaba: “Disfruta esa nueva sensación refrescante”.

Los anuncios de Coca-Cola siempre evolucionaron en sintonía con la sociedad y su idiosincrasia: en 1971 un anuncio hizo historia. Se podía ver a personas de diferentes razas con la leyenda “Quiero comprarle una Coca-Cola al mundo”. La campaña incluyó también un anuncio para radio, cuya canción gustó tanto que la gente llamaba a las emisoras para que la repitieran. Por eso, este aviso es considerado uno de los mejores de todos los tiempos.

En 1993 apareció el clásico oso polar de Coca-Cola, con el eslogan “Siempre fresca”.

En 2006 se inició una nueva campaña global llamada El lado Coca-Cola de la vida. Los coloridos anuncios mostraban botellas de las que surgían flores y formas diversas que representaban la vida.

Otra campaña, nacida en Australia, recorrió el mundo en 2011 y resultó un éxito: todos buscaron su nombre impreso en la botella o lata de Coca-Cola.


Ya en 2016 se lanzó Sentí el Sabor, una campaña que presentó la nueva identidad visual adoptada para todos las versiones de la marca. Ese cambio marcó una extensión del posicionamiento global y el atractivo icónico de Coca-Cola original a todas sus variantes: Light, Zero y Life.

Con este recorrido gráfico conociste algunos de los anuncios emblemáticos en estos 130 años de Coca-Cola, y recordaste otros que seguramente formaron parte de tu vida. ¿Ya elegiste tu favorito?